La colección de carritos más grande del mundo

¿Quien no conserva aunque sea uno de su niñez para sentirse joven otra vez? Disfruté tanto con toda la colección de clásicos, que ahora en mi oficina todavía los conservo y presumo.

Anuncios

La memoria del Concorde

concorde

Todo comenzó en la biblioteca de mi casa. Era el Google a la mano y de la época. La biblioteca estaba distribuida en el cuarto de tele…

Seguir leyendo “La memoria del Concorde”